Noticias
Guardias privados agreden a un vendedor ambulante
Milton César Cabral, un humilde vendedor ambulante del Centro Comercial de Encarnación, denunció públicamente mediante nuestro medio, ser agredido físicamente por un Guardia de Seguridad Privada que presta servicio en una Galería Comercial muy conocida, ubicada a metros del Centro de Fronteras de nuestro país.

10/03/2018


comparte

Milton relató, que en horas de la tarde del viernes 9 de marzo, se encontraba como todos los días realizando su actividad laboral en la vía pública y en un momento dado se percató de la presencia en el suelo de un pasillo ubicado próximo a la Galería, de un aparato celular que aparentemente se le habría caído a algún transeúnte, horas después él fue hasta su casa ya culminada su jornada de trabajo, en ese ínstate recibe la llamada de su esposa, que también trabaja en el mismo lugar, quien le manifestó que el Guardia lo estaba buscando insistentemente, por lo que de inmediato retorno al sector mencionado.

Una vez llegado, fue abordado por este Guardia que de acuerdo a Milton en todo momento lo trató de manera muy prepotente gritándole que es un ladrón y que se apoderó del teléfono de un cliente de este comercio, y que ya mismo devuelva el aparato o llamarán a la Policía, por lo que el vendedor le recalcó que el no robó absolutamente nada y que el teléfono lo encontró y lo tenía en su poder y además no tiene inconveniente en devolvérselo al propietario pero para eso solicitó la presencia de los miembros representantes de la Asociación de Vendedores Ambulantes para proceder a labrar un acta donde quede asentado con presencia de testigos que se obró de buena manera y el celular fue entregado a su verdadero dueño.

Esto aparentemente molesto al Guardia quién solicitó la presencia de sus superiores, y se generó una discusión entre ambas partes, hasta que estos los guardias empezaron a tomarlo con brutalidad al vendedor incluso lo esposaron hasta bien llegue la Policía Nacional y realice el procedimiento que corresponde y lo trasladen hasta la Comisaría Segunda Jurisdiccional, una vez allí se logró esclarecer el hecho y Milton fue liberado ya que se hizo presente el dueño del aparato celular quien explicó que el aparato se le habría caído y que en ningún momento se lo sustrajo.

Ante lo acontecido, los miembros de la Asociación se solidarizaron con el compañero y manifestaron su indignación por el mal momento que les toca pasar siendo en varias ocasiones víctimas de maltratos por parte de estos guardias y solicitan como corresponde que sean respetados como cualquier trabajador normal y que las autoridades policiales actúen como corresponde en casos como estos.


COMENTARIOS:
Lo mas Leido
Seguinos en las Redes