Noticias
ASESINO DE VERÓN HALLADO MUERTO EN LA CÁRCEL DE ITAPÚA
Valdemir Borcato, principal sospechoso de la muerte de Horacio David Veron Báez, que fuera hallado muerto en una fosa en un lavadero en pleno centro de Encarnación, se quitó la vida en su celda en la penitenciaría de Itapúa.

23/06/2019


comparte

El recluso fue encontrado sin signos de vida alrededor de las 4:45, en el baño de la cárcel de Encarnación. En el lugar se encontraron cinco ampollas de presunto cloruro de potasio, que fueron retirados para su análisis.

Se dio intervención a la fiscal en lo criminal de turno, Lorena Castelví, quien también tiene a su cargo la investigación del sonado caso de la muerte del joven Horacio Verón Báez, un hecho que conmocionó a la comunidad local, ocurrido en un lavadero de autos del ahora fallecido, Borcato, en abril pasado.

EL “CASO” BORCATO
El brasileño Borcato fue detenido el 1 de abril pasado, tras permanecer prófugo por varias horas, vinculado al asesinato del joven Verón Báez, quien recibió seis impactos de bala en la espalda y cráneo, y fue enterrado en una fosa en el interior del lavadero de autos “DEMI”, administrado por Borcato, y ubicado en el microcentro de la ciudad.

Horacio David Alejandro Verón Báez, estudiante de la carrera de Derecho en la Universidad Nacional de Itapúa, había desaparecido el miércoles 24 de abril del corriente año, y encontrado muerto el lunes 29 de abril, enterrado en el lavadero de Borcato. Tras huir del lugar, esa misma noche Borcato fue detenido por la policía, y alojado en la comisaría primera.

La madrugada del 30 de abril, el sospechoso intentó suicidarse en la celda de la unidad policial, pero fue impedido por los agentes. Tras ser imputado por homicidio doloso, Borcato fue remitido a la cárcel regional, donde se encontraba recluido. Esta madrugada se quitó la vida con un piolín en el baño.

En esta causa están procesadas unas ocho personas, entre ellas un primo del joven Verón Báez. Se trata de Diego Méndez Báez (32), quien se encuentra también recluido en la cárcel regional.

Diego Méndez fue vinculado a la causa a partir de declaraciones del ahora fallecido Borcato. Se presume que como telón de fondo del crimen existen operaciones de préstamos de dinero y tráfico de drogas. Hasta ahora, son nueve las personas investigadas en torno a la desaparición y muerte del joven Verón Báez.


COMENTARIOS:
Lo mas Leido
Seguinos en las Redes